Consultas médicas Noismart

Centros Sanitarios

Soluciones para Reducir el Ruido

NORMATIVA LEGAL

El Real Decreto 1367/207 que desarrolla la Ley del Ruido de 37/2003 establece los objetivos de calidad acústica en decibelios (dB) para las zonas de uso Hospitalario.

El ruido medio en hospitales está entre 50-70 dB.

En la uci se puede llegar incluso a superar los 100-110 db(a).
Y en la unidad de neonatos se alcanzan picos de 120 db(a) debido a la maquinaria necesaria.

Zonas de estancia

45db

Por la noche el nivel de ruido no debe superar los 35 dB

Habitaciones con pacientes

40db

Por la noche el nivel de ruido no debe superar los 30 dB

Efectos Negativos del Ruido

Las/os pacientes crónicos, las personas de edad avanzada y los bebés son los más vulnerables a la contaminación acústica hospitalaria

Recuperación de pacientes
  • Reduce la respuesta inmunitaria
  • Afecta a la actividad cerebral
  • Riesgo de enfermedades cardiovasculares
Errores médicos
  • Incrementa el estrés del personal sanitario
  • Dificulta la comunicación
Interrupciones del sueño
  • Problemas para conciliar el sueño.
  • Interrupciones de las fases del sueño.
  • Incremento del suministro de medicación para dormir
Alteraciones de la frecuencia cardiaca
  • Alteraciones de la frecuencia cardiaca.
  • Elevación la tensión arterial
Problemas respiratorios
  • Problemas respiratorios.
  • Falta de oxigenación.
Alteración del sueño
  • Alteración y privación del sueño.
  • Problemas hormonales debidas al estrés
  • Efectos en el estado psicológico y de conducta

Plan de control del ruido.

    1. DIAGNÓSTICO. Se analiza la situación acústica real y se compara con la normativa o recomendaciones aplicables.
    2. PLAN DE ACCIÓN. Según la necesidad detectada en el diagnóstico, se combinan:
      1. Tecnología. Noisense.
        • Dispositivos de aviso y monitorización del ruido.
        • Análisis Big data para la toma de decisiones amigable.
      2. Cambio de hábitos.
        • Sensibilización y Formación.
        • Participación y ciencia ciudadana.
      3. Instalaciones y estudios técnicos.
        • Ensayos de ingeniería acústica.
        • Acondicionamiento y aislamiento acústico.
    3. SEGUIMIENTO Y MEJORA CONTINUA.
      Se establecen los indicadores y procesos a gestionar lo largo del tiempo con el objetivo de mantener el ruido bajo control.

Evaluación y seguimiento.

    • ANÁLISIS POSTERIOR
      Monitorización e Informes de Progreso
      Cuestionarios de Evaluación
      Campaña de Comunicación

¿Necesitas controlar el ruido de tu ciudad?

Si necesitar gestionar la contaminación acústica de forma integral e inteligente, Noisense MINI es la solución. ¡Infórmate!

Contáctanos para Estudiar tu caso y Hacer un Plan a Medida